Sobre mí



A quien llegue hasta aquí:

Mi historia bloguera comienza a principios del año 2009, cuando gracias a una amiga muy querida (Noviembre) de Cartagena, España, me involucré en este Mundo virtual. Mediante su estímulo y ayuda por e-mail, me decidió a que creara un Blog, cosa que había intentado en el año 2007 con Viajando por el fin del mundo, pero que abandoné por falta de conocimiento tecnológico y carencia de Internet en el lugar de mi residencia. En el año 2009 lo retomo y luego amplío, mejoro y corrijo. Con el devenir del tiempo, llega a ser tal vez, el más caro a mis sentimientos. Ese mismo año, (2009) nace: Los años no vienen solos, otro Blog muy querido, teniendo como objetivo desde entonces, la búsqueda de descubrir y acrecentar nuestra sabiduría interior como especie. Multifacético, con entradas que tocan distintos temas y, dónde he hecho mis mejores experiencias blogueras.  La llegada del año 2010, arrojó sobre mis espaldas, un cúmulo de reclamos propios, reproches de data adolescente, de alguien a quien le gustó escribir desde siempre, además de lo técnico, impuesto laboralmente, también poemas, relatos cortos, cuentos, muchos perdidos, varios conservados desde los rebeldes años universitarios y algunos surgidos de emociones profundas vivenciadas a lo largo de la vida. Así nace: No te duermas sin un cuento. En este Blog y como Millz volqué en sus comienzos, prosa y verso, pero a poco de andar, comprobé que era mejor separar las aguas, porque no a todos les agradan los poemas, pero sí los cuentos y con algunas excepciones a la inversa ocurre lo mismo. Así es como el 15 de enero de 2011, da a luz a la Blogósfera: Poemas en flor, dedicado exclusivamente a la poesía, género literario, que en pocas palabras permite decir mucho. Por lo menos ésa fue mi intención al compartir mis poemas. En él fui también Millz.
En el mismo año y con dudas ciertas, propias de quien no encuentra el cauce correcto, creé Escribiendo la vida, nacido el 15 de mayo de 2011 y suprimido el 30 de noviembre del mismo año, cuyo contenido fueron Microrrelatos, una forma breve de expresar emociones, sentimientos, fantasía, información, en fin la vida que uno vive, con el propósito de diferenciarlos de los Cuentos más extensos, de los cuales sólo publiqué uno.
Y continué siendo Millz.
Distintas razones, muchas tecnológicas me llevaron a crear, esta vez, otro Blog Literario: Escribiendo. . ., con igual contenido, asomado a la Blogósfera el 1° de diciembre de 2011, donde escribí las minificciones de mi inventiva hasta el 1° de septiembre de 2012, fecha en la que vertí ese caudal de textos, en su matriz original: No te duermas sin un cuento, integrándolos con los cuentos de otro metraje.

Millz, Millz M, Z Millz M y no sé si me queda en el tintero alguna otra combinación. Pero, siempre Millz desde 2010 a 2012 en mis Blogs Literarios, hoy reducidos sólo a dos: No te duermas sin un Cuento y  Poemas en flor.

A partir del 19 de marzo de 2012, y por esas cosas de la tecnología, en virtud de la cual acoté mi perfil, abandoné en los referidos dos Blogs a Millz. Retomé ser quien soy y quien siempre fui: Zuni Moreno, (en mis Blogs Literarios), con las vivencias atesoradas de Millz, una única, misma e idéntica persona en este Universo infinito que nos conecta y nos une.

Hoy, en pleno 2016, y por razones personales estrictas, vuelvo al comienzo, tal como naciera el Blog original de 2010: No te duermas sin un cuento, en el que podrán leerse mis prosas y mis versos.
Una forma de cerrar círculos, tal vez para abrir otros.


He aquí una parte de mi historia. Quería que la conocieran.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Rosas

Enamorándonos

Homenaje a las flores V